La Major League Soccer no logra despertar el interés a nivel internacional que pretende tener. Es que en Estados Unidos hace años que se invierte en infraestructura, se contrata a grandes jugadores en crecimiento –claro ejemplo el del Pity Martínez- y también se busca a referentes históricos que atraviesen los últimos años de sus carreras como es el caso de Gonzalo Higuían. Pero todavía falta competitividad y por lo general no logran superar a los clubes mexicanos en la Liga de Campeones de la Concacaf, lo que ofrecen a cambio es un salario elevado y la tranquilidad de vivir en un país sin grandes conflictos.

Para jugadores como Gonzalo Higuín el hecho de jugar en la Major League Soccer supone el desafío personal de terminar la carrera de lo mejor posible, él mejor que nadie sabe que sus desafíos deportivos ya pasaron y su carrera fue extraordinaria. Pocos futbolistas pueden decir que jugaron en River, Real Madrid, Napoli, Juventus, Milan y Chelsea por ejemplo. Pero el Inter de Miami –club que tiene como uno de sus dueños a David Beckham- le presentó la oportunidad de volver a jugar con su hermano Federico y de estar en una muy linda ciudad, pero todo eso podría terminarse en un par de meses.

¿Se viene el retiro?

La respuesta solamente la tiene Gonzalo Higuaín, pero en las últimas horas el diario The Sun afirmó que el Pipita podría colgar los botines poco antes de cumplir 34 años –los cumple el 10 de diciembre- cuando finalice la participación del Inter de Miami en la temporada. El andar del conjunto de Miami es malo, acumula cinco derrotas consecutivas, no convierte goles hace cuatro partidos, se encuentra en la posición 11 de la Conferencia Este y está a 9 puntos del último equipo que se clasifica a Playoff. La realidad también indica que Phil Neville –DT del Inter de Miami- quiere renovar considerablemente la plantilla para la temporada que viene y el Pipa no estaría en los planes.