Después del empate del Millonario ante Boca en el Superclásico del fútbol argentino, varios protagonistas del mundo River comenzaron a analizar el presente y el futuro de Martín Demichelis en el club con más críticas que elogios al DT.

Dentro de todos estos análisis, quién se destacó durante las últimas horas por la crudeza de sus palabras fue Sergio Berti. La bruja, campeón en reiteradas veces con la Banda, habló de la Copa Libertadores que se viene y de las posibilidades que tiene el plantel de poder salir campeón.

La Bruja Berti opinó que River no está para ganar la Libertadores

Durante una charla en F12 de ESPN, Berti fue contundente respecto a las chances que tiene el Millonario este 2024: “Este River no está para ganar la Copa Libertadores”, analizó opinando que el plantel “va a tener que pelear mucho” si quiere tener la posibilidad.

Sin embargo, tampoco quiso liquidar al plantel actual ya que consideró que “se está armando y con el tiempo puede dar muchos resultados”. Para esto, puso el ejemplo del Boca de Almirón que llegó a la final “sin jugar bien”.

Berti pidió calma con Martín Demichelis

Más allá de sostener que hoy en día River no está para quedarse con la Libertadores, el ex jugador del club pidió paciencia con Demichelis: “Le tocó asumir en un momento de recambio importante, donde se va el mayor ídolo de la última parte de la historia riverplatense y ocupar ese cargo no era nada fácil”.

Además, consideró que “en el primer campeonato que asumió, el equipo jugó de una forma brillante, hizo un campeonato fantástico” pero que ahora “la gente pretende otra cosa”. Igualmente, afirmó que River tiene el mejor plantel del país.

El análisis de porqué River no ganó el Superclásico según Berti

Finalmente, el ex jugador que tuvo tres ciclos en el CARP habló de lo que fue el empate con Boca y lo que le faltó al Millonario para quedarse con el triunfo: “No supo tener esa capacidad para habilitar al compañero, dejarlo en posición de gol y definirlo”

Sumado a esto, Berti comentó que “hay jugadores que son muy ricos técnicamente, pero al momento de jugar como equipo, no saben usar esa jerarquía que tienen y esto lleva a que no se termine de liquidar los partidos.