La Reserva de River no la pasaba bien en La Plata ante Estudiantes. El equipo de Jonathan La Rosa arrancó en desventaja por el gol de Blas Palavecino y el partido se ponía complicado, hasta que a los 27 minutos apareció una genialidad de Franco Alfonso para marcar el empate y volver a meter al Millonario en juego.

 

El número 8, que hace poco firmó su primer contrato, recibió un bochazo largo sobre el costado izquierdo, la paró de pecho y empezó a encarar hacia adentro. Gambeteó a dos jugadores de Estudiantes, se metió al área, lo dejó tirado al arquero y definió para desatar la locura en el banco de suplentes del equipo de Nuñez. Un golazo de papi fútbol para un mediocampista que cada vez hace más méritos para ser tenido en cuenta por Gallardo en Primera División. De hecho, el Muñeco ya lo hizo entrenar en algunas ocasiones con el plantel profesional. Mirá el espectacular golazo.

 

El golazo de Alfonso