Cargando...

Ahumada: "Realmente quiero la camiseta"

Ahumada: "Realmente quiero la camiseta"

Ahumada: "Realmente quiero la camiseta"

POR GBALCARCE

El volante logró desahogarse. Fue una de las principales figuras del equipo en este campeonato y, a pesar de que algunos hinchas todavía siguen enojados con sus polémicas declaraciones en la semana posterior a la eliminación de la Libertadores, logró llevarse más aplausos que silbidos cuando la voz del estadio dio a conocer las formaciones.

Ahumada sabe que se equivocó. La sinceridad no siempre es bien vista y genera fuertes disidencias cuando las palabras reflejan algo que todos -o algunos- piensan y sólo una persona se atrave decir, sin medir las consecuencias de lo que manifiesta. Eso le ocurrió al zarateño, quien 24 horas después de haber dicho que la gente de River se quedó en silencio cuando el equipo vencía a San Lorenzo 2 a 0 y que en una situación totalmente adversa los hinchas de Boca "se nos caían encima", tuvo que salir a modificar su discurso, pese a que había expresado claramente sus ideas un día antes.

Al igual que la mayoría de sus compañeros, Oscar abandonó el Monumental con declaraciones al paso, sin detener la marcha mientras cruzaba el campo de juego, rodeado de periodistas, camarógrafos y hombres de seguridad, camino hacia el estacionamiento interno del club. De todos modos, los pocos segundos en que manifestó sus sensaciones fueron suficientes para que deje en claro su sentimiento por River y lo que significa este título: "Vale mucho porque pude demostrar que yo realmente quiero la camiseta y quiero estar acá".

Pasadas las 16 horas de ayer y como de costumbre, la voz del estadio anunció las formaciones de ambos equipos. Cuando llegó el turno de citar el nombre y apellido del número 5 se dividieron las aguas entre los que lo aplaudían reconociendo su entrega durante todos los partidos, y quienes aún no le perdonan haber comparado a la gente de River con la del clásico rival. Sin embargo, en base al sacrificio en el lugar donde mejor se expresa -el campo de juego- logró que los abucheos recibidos contra Independiente queden en el olvido, razón por la cual Ahumada pudo jugar tranquilo.

"Estoy emocionado y muy contento. Esto es especial para todos por los años en que no veníamos ganando", dijo Oscar sobre el campeonato obtenido, a la vez que seguía caminado, con el trofeo que desde el Apertura 2006 se le entrega al campeón del fútbol argentino en sus manos. Obviamente, esto llamó la atención del grupo de periodistas que lo escoltaba, razón por la cual se le consultó por qué llevaba la copa: "Porque yo la elegí llevar", respondió, luego de confesar que en el momento de la consagración pensó "en mi familia y en mi señora". Con relación a su continuidad, explicó que renovaría el contrato. Una hora antes, se animó a decir que quería quedarse en el club un largo tiempo. Bienvenido sea.


Últimos videos

Comentarios


Agreganos a favoritos Cerrar
Agreganos a favoritos Cerrar